Cuidados que debe tener una mujer embarazada: La higiene genital

Durante la gestación, la vagina sufre alteraciones causadas por el cambio hormonal típico de este periodo. En este marco, una higiene íntima inadecuada puede causar infecciones y hasta provocar complicaciones durante la gestación.

Los cuidados que debe tener una mujer embarazada en la gestación son prioridad. La vagina sufre alteraciones causadas por el cambio hormonal típico de este periodo. En este marco, una higiene íntima inadecuada puede causar infecciones y hasta provocar complicaciones durante la gestación.

Una de las causas más comunes por las que se infecta la vagina es por la falta o el inadecuado aseo genital. Una higiene deficiente puede ser consecuencia de la falta de información o incluso la incomodidad para practicarlo correctamente a partir del gran tamaño de la panza.

Cuidados que debe tener una mujer embarazada en el embarazo

En el embarazo, la vagina tiene más cantidad de secreciones que afectan el pH y la flora vaginal. Estos cambios causan mayor humedad, por lo que es común que casi todas las embarazadas presenten flujo vaginal, prurito y ardor en algún momento de la gestación.

Si las infecciones genitales durante la gestación son persistentes, se aumenta el riesgo de un trabajo de parto prematuro. Te recomendamos consultar a tu médico si algo te está incomodando o no estás segura de lo que estás presentando.

La higiene genital

Los especialistas recomiendan higienizar el área externa e intermedia por lo menos entre una y tres veces por día en países con climas cálidos, y al menos una vez por día en países fríos.

En cuanto a la técnica, lo mejor es utilizar agua con movimientos circulares y secar cuidadosamente el área genital. Lo ideal es utilizar jabones con pH ácido y no alcalinos.

Otras recomendaciones son:

  • Utilizar ropa suelta para favorecer la ventilación local y la irrigación de sangre necesaria
  • Cambiar la ropa interior una vez al día
  • Dormir sin ropa interior o con ropas largas

Te puede interesar

El trabajo de parto

El trabajo de parto es el proceso que antecede al parto. Son un conjunto de eventos preparativos para la expulsión del bebé y los anexos.

El trabajo de parto es el proceso que antecede al parto. Son un conjunto de eventos preparativos para la expulsión del bebé y los anexos. El proceso comienza con la aparición de las contracciones de parto y termina cuando se alcanza la dilatación completa del cuello uterino.

¿Cómo se da el trabajo de parto?

• Primera fase

Es donde las contracciones se hacen cada vez más frecuentes, intensas, y coordinadas. Es la etapa de duración más variable de las tres pudiendo durar hasta veinte horas en las primerizas. Durante este estadio es cuando se pueden romper las membranas ovulares (bolsa de aguas), evento que suele acelerar la progresión a la fase siguiente.

• Segunda fase

Se acelera la dilatación del cuello uterino, que en la anterior se adelgaza y acorta. Esta etapa dura desde 5 a 6 horas en la primeriza a 1 o 2 horas en la mamá que ya ha tenido hijos.

• Tercera fase

Es la de desaceleración de la dilatación del cuello y mayor descenso del feto a la pelvis.

Desde el punto de vista médico se toma como comienzo del trabajo de parto a una dilatación del cuello uterino de 2-3cm con contracciones de buena calidad (intensas, que duren de 40 a 70 segundos y que se produzcan con una frecuencia de 3 o más veces en 10 minutos).

Te puede interesar